Kenitra, ciudad nocturna, medina y playas

Kenitra

Kenitra es la capital de la provincia homónima, situada en la región de Garb-Chrarda-Beni Hsen. Este municipio se suele relacionar con la vida nocturna en la mayoría de veces; y es que en Kenitra encontramos una gran oferta de establecimientos de ocio nocturno, lugares que durante los fines de semana y las épocas estivales se llenan de gente creando un ambiente único y totalmente diferente a otras ciudades de Marruecos, con playas además bastante aconsejables a la hora de un buen baño en las costas marroquiés.

A pesar de este ajetreo nocturno, lo cierto es que esta ciudad no suele destacar mucho más entre el resto de la oferta cultural de Marruecos. La gente prefiere viajar a otras ciudades próximas como Fez. Pues generalmente se piensa en Kenitra como una localidad más moderna en la que ni el paisaje se asemeja a la idea de las ciudades marrones y secas de Marruecos, algo que se puede apreciar por sus cercanas playas que la convierten un prefecto balcón al mar.

Bien, precisamente esa tranquilidad es uno de los encantos más destacados de Kenitra. Podemos sentirnos en un remanso de paz completo, a pesar de que por la noche la cosa cambie por completo. Además, esa idea generalizada de que en Kenitra no hay nada para ver es completamente falsa. Kenitra tiene encanto, y mucho. Podemos disfrutar viendo alguno de sus mercados, tan variados y coloridos como en cualquier parte del país, pasear por sus calles mientras tomamos delicioso té en sus múltiples terrazas o ver uno de sus tesoros mejor guardados, la Medina.

La Medina de Kenitra nada tiene que ver con la de Fez, por poner un ejemplo. Es una Medina humilde, pequeña y vieja. Una Medina con mucho encanto, con accesos más pequeños, y según se puede apreciar aparentemente más pobre. Paseando por sus callejuelas notaremos la historia viva en sus paredes. Podremos observar cicatrices en sus viejos muros que recuerdan que este lugar es uno de los ancianos venerables de la ciudad, parte de los pocos resquicios de lo que un día, hace mucho, fue Kenitra.

Cabe destacar que es posible alojarnos en Kenitra y desplazarnos con relativa facilidad a ciudades tan importantes como Rabat, Casblanca o Khemisset.  Además, también es posible contratar con agencias locales para hacer rutas por las mejores playas de esta parte de Marruecos.

Quizá esta ciudad no esté a la altura, monumentalmente hablando, de otras ciudades, pero lo cierto es que es una buena opción para relajarse durante unos días tras haber visitado alguna ciudad con mayor vida y por tanto caos, el caos característico de las grandes ciudades marroquíes.

Otras medinas de Marruecos:

Foto vía: FalakRose9051994

Imprimir

Etiquetas: ,

Categorias: Kenitra


Deja tu comentario