Karauín, donde se unen la fe y el saber

Al Karauin

En la ciudad de Fez, una gran mezquita, más que milenaria, comparte su espacio con una importante universidad. Hablamos de Al-Karauín, nombre con diversas transliteraciones (Karaouine, Qarawiyin, Kairouyine, Kairaouine, Qairawiyin, Qaraouyine, Quaraouiyine, Quarawin, y Qaraouiyn).

La Mezquita de Karauín fue fundada en el año 859 por Fátima Al-Fihri, hija de un rico mercader llamado Mohammed Al-Fihri. Su familia formaba parte de un grupo originario de Kairuán, en Túnez, que a comienzos del siglo IX decidió trasladarse a Fez, en Marruecos.

Tanto Fátima como su hermana habían recibido una educación esmerada y, al fallecer su padre, heredaron una cuantiosa suma de dinero. Por iniciativa de Fátima, lo destinaron a la construcción de una gran mezquita adecuada a las necesidades de su comunidad.

La mezquita original, de sólo 30 metros de largo con cuatro naves, era exclusivamente un lugar de culto, pero muy pronto, bajo la dirección de aquella mujer educada y voluntariosa, incorporó una madrasa, o escuela religiosa, y más tarde un espacio para la discusión política que derivó en la creación de una universidad; en la época medieval esta universidad desempeñó un papel principal en las relaciones culturales y académicas entre el mundo islámico y Europa.

Se dice que el cartógrafo Mohammed al-Idrisi, cuyos mapas ayudaron a las exploraciones europeas del Renacimiento, vivió algún tiempo en Fez, lo que sugiere que puede haber trabajado o estudiado en Al-Karauín.

En 1957 el rey Mohammed V introdujo nuevas materias como química, física, matemáticas e idiomas extranjeros. Hoy la enseñanza es completa, y Al-Karauín, además de ser uno de los centros espirituales y educativos más importantes del Islam, es considerada la universidad más antigua de las que actualmente funcionan en el mundo.

La Mezquita de Al-Karauín también se fue expandiendo desde los años remotos de su fundación, a través de las sucesivas dinastías que la agrandaron y enriquecieron en esplendor y prestigio, hasta ganar sus laureles como la mezquita más grande de todo el Norte de África. En la actualidad puede albergar hasta 20.000 fieles, y su interior sorprende al visitante con sus extraños contrastes: un bosque de arcadas que da una sensación de majestad infinita y al mismo tiempo de intimidad, y esteras de caña donde debería haber una lujosa alfombra.

El edificio de la mezquita original del siglo IX en la ciudad de Fez aún se conserva, y ello permite apreciar llamativas diferencias en el estilo arquitectónico y decorativo respecto de las construcciones posteriores.

Templo religioso y templo del saber, Al-Karauín goza hoy de merecida fama, y es una de las mejores atracciones que Fez ofrece al turista.

Foto: Wikipedia

Imprimir

Etiquetas: , ,

Categorias: Fez


Deja tu comentario